Ser padre no tiene que ser siempre una tarea sacrificada. De hecho, en el proceso de recrear entretenidas estrategias para hacer felices a los más pequeños, puede resultar la experiencia más alocada y graciosa de todas.

Tucker Bohman, se define a sí mismo como “un padre devoto de la familia” que tuvo la difícil tarea de conseguir elegir el atuendo de, no uno sino dos de sus bebés, para una fiesta que se estaba celebrando en las vísperas de Hallowen sobre la ciudad de Disney, en Orlando.

El objetivo de ese día era el de encontrar un disfraz que se destaque del resto, y aunque las posibilidades para lograrlo eran escasas, este padre logró resolverlo de mejor manera.

Dos bebés son mejor que uno“, habrá pensado Tucker. ¿Porqué no unirlos y combinar lo mejor de ambos mundos? De paso, será imposible perderles de vista.

En el vídeo verás a sus encantadores hijos portando el disfraz de Slinky de Toy Story, siendo posiblemente el mejor disfraz de Halloween que hemos visto nunca.

Bohman subió este vídeo el pasado 27 de septiembre a su red social especialmente dedicada a sus bebés y que constantemente enamora a decenas de miles de seguidores por la ternura de sus vídeos.

En su publicación relató: “Cuando decidimos ir a la fiesta de Halloween en Disneyland como personajes de Toy Story supe inmediatamente que quería que los bebés fueran Slinky Dog

Luego añadió: “Tomó varios meses de lluvia de ideas y planificación para darle vida a mi visión. Así que gracias a toda la familia que nos ayudó a encontrar la manera de lograrlo“.

Sin duda, ser padre es el trabajo más importante de una persona, que exige a diario grandes desafíos por mantener a sus hijos felices para que ellos logren conocer al mundo a través del sano juego.

Por más pequeños que sean, las emociones y sensaciones que logren experimentar en el proceso quedará grabado para siempre en su memoria y transformándolo en personas más felices en el futuro.

Vídeo compartido por Toystorydad desde su cuenta Instagram.

videoPlayerId=be5898cc2